domingo, 21 de noviembre de 2010

8.06.22 (092) - L'arc de Sant Martí

Fred i son


Un jueves de estos salí de allí con la mente estampada en la acera pero la mirada un poco más alta. Suele ser al revés.

Bajo estas condiciones no se dan más que borrascas. Quién tiene manos tiene tentáculos y quién tiene tentáculos tiene mi frustración deseando cortarlos. Está claro que no es una forma de andar por la vida. Pero por suerte es una excepción.

Ahora lo que estilo son los saltitos. ¿Para eso están dibujadas las aceras, no? Se puede jugar al tetris y escapar de las baldosas de cierto color. Lo mismo da, lo único que importa es bailar con el buen tiempo. A cualquier tiempo buena cara.

A veces no somos capaces ni de escribir nada decente. A unos se les atasca la chimenea, a mi se me enredan los nervios por todas las tuberías. Pero en parte es porque estoy ocupado. Soñando. Que cuando camino salto y bailo por donde quiera. Aunque eso lleve a ninguna parte.

¡Al menos me lleva!

1 comentario:

Lysiz dijo...

en algún momento nada me gustó más que salir a darme de bruces o de besos con el amor-que-no-es-amor sólo por la delicia de salir corriendo cogida de mis ganas... a la nada
y el mundo todo vibraba: ''living for music, living in the dance, music for life, those dancing days''