martes, 23 de febrero de 2010

8.05.04 (050) - A teenager in love | Last Dance

The pains of beign pure at heart


4. Tengo el culo pegado al sofá. 4. Tengo las rodillas golpeándome en los dientes. 4. Tengo mis codos hundiéndose en mi estómago. 4. Tengo mis mejillas rojas arrastrándose contra el suelo de tu salón y me arañan como si las lágrimas se hubiesen evaporado y su sal me estuviese abrasando.

Estoy hecho un cuatro escondido tras tu sofá, mirándote a los pies. Tu me gritas que despierte, que vuelva en mi, que resucite, que no es para tanto, que (insertar tópico) y luego estar bien.

Una mano me cubre la cara. La miro y observo que está llena de vómito. Puedo sentir esta visceral arena en toda su viscosidad. Se me cuela entre los dedos y tiene un hedor ácido insoportable. Es mi purga. O mi post-purga. Es un post-puré de amor. Ahora estoy listo para levantarme y no decirte todas las cosas que, tragándomelas, me han indigestado y reventado las sienes entre ardores y sudor.

Con la mirada borrosa, voy irguiéndome sin dejar de mirarte a las zapatillas y extiendo mi mano enmierdecida señalándote a los pies. Soy tan cobarde como listo, así que voy a hablarte sin que oigas una sola palabra:
Creo que puedo vislumbrar la forma de tu rostro en un cacho de zanahoria. Entre los restos de verdura y un plátano, tu anaranjada cara sonríe. Tan hermosa y llena de vitaminas. Y yo le digo que te quiero, mi querida hortaliza gástrica. ¿Existe la hortofilia?
Puedo acariciarte con mi otra mano, sentir los restos de mi esófago sobre ti y pensar que son gotas de semen que desenfrenadamente no sé a donde han ido a parar. Has estado tan dentro de mi como yo de ti. Podríamos tener postre. Y quisiera tenerlo, pero pensar en un pastel de calabaza me causa arcadas. Me tambaleo y te llevo a mi boca, no para besarte, si no para taparme las convulsiones. Perderé tu amor tirando la sensación de haberte amado desde mi boca hasta el retrete.


The Raveonettes

No hay comentarios: